Una ciudadela Bitcoin emerge en la región

Otra ciudadela Bitcoin ha surgido en América Latina, y emerge en la hermosa isla de Roatán, Honduras.

La isla de Roatán en Honduras es un parque de atracciones para los amantes de los deportes acuáticos, el ecoturismo, pero ahora tiene un nuevo interés, el Bitcoin (BTC).

Una academia, ArmityAge, está impulsando la adopción del criptoactivos con la idea de convertirlo en el territorio insular caribeño de la pionera de las criptomonedas.

Gabo Kozak y Dusan Matuska, son dos eslovacos que decidieron aterrizar en tierra hondureña con el propósito de llevar educación financiera a la población.

Juntos, han fundado la academia de bitcoin ArmityAge porque creen que la criptomoneda es ideal para que las personas aprendan a proteger su riqueza de la inflación o de las decisiones de los bancos.

La pequeña ciudad privada llamada Próspera, en la isla caribeña de Roatán, en territorio de Honduras, adoptó el Bitcoin (BTC) como moneda de curso legal.

Publicidad

En lo que supone otro paso en la irrupción de la primera criptomoneda en el sistema monetario de los países.

Así se perfila como una ciudadela Bitcoin con sólidos pasos en sus inicios.

Así lo confirmó Joel Bomgar, el presidente de la compañía Honduras Próspera Inc., quien llevó adelante el proyecto de la ciudad chárter.

Tras recibir la palabra por parte de Samson Mow, exjefe de estrategia de BlockStream, Bomgar indicó que en esa ciudad bitcoin opera como moneda legal.

Esto significa que no hay impuestos sobre las ganancias de capital.

Te podría interesar: Lo nuevo en minería Bitcoin.

Publicidad

Ciudadela Bitcoin en isla Roatán: Ambicioso proyecto

Por su parte, Anita Nother, instructora de AmityAge, dijo que ahora se ha unido a su equipo para lograr que sean los nativos de Centroamérica la mayoría de los 100 millones de personas que se propone educar Dusan Matuska.

A este equipo también se ha unido el bitcoiner Emilio Castillo quien además es instructor de buceo de Roatán y cuyo centro de submarinismo recibe pagos en BTC.

Igualmente trabaja con ellos, Juan quien es el propietario de La Bitcoinera, que es la operadora de cajeros automáticos de bitcoin de Honduras.

Hasta el momento cuentan con seis equipos instalados, tal como señaló en el Twitter Space.

De hecho, el sexto cajero automático de La Bitcoinera fue instalado hace poco en el Centro Educativo de bitcoin AmityAge.

Como lo detalló Matuska en Twitter el equipo es compatible con la red Lightning y acepta tanto dólares, como Lempiras (unidad monetaria de Honduras) para la compra de BTC.

Publicidad

El reto que se ha planteado Matuska va acorde con las cifras contenidas en un informe el cual demuestra que será en 2030 cuando se dispare la popularidad de Bitcoin.

Quiere decir que educar a 100 millones de personas sobre BTC impulsará la bitcoinización en el mundo.

Basados en sus cálculos, la pequeña isla se convertiría en una de las áreas de mayor inversión a futuro.

Próspera, cuyo origen data de 2011, no fue erigida sino hasta principios del año pasado, de la mano de la compañía antes mencionada.

Se trata de una porción de terrenos de la isla de Roatán, al norte hondureño, que fueron cedidos por el gobierno a la empresa.

Ahora hay una «ciudad privada», donde se promueve la llegada de inversionistas.  

Publicidad

En El Salvador, Costa Rica y Guatemala está creciendo el número de ciudadelas bitcoin y ahora Honduras está siguiendo la tendencia.

Estas ciudadelas basadas en bitcoin o economías circulares centradas en la primera de las criptomonedas.

Los impulsadores de la ciudadela Bitcoin esperan que el poder adquisitivo aumente con el tiempo.

Aspiran poner fin a la incertidumbre monetaria e impulsando la soberanía financiera del criptomercado.

Una ciudadela Bitcoin requiere de ciertas garantías, y el proyecto tiene amparo del gobierno, factor clave a futuro en isla Roatán.

Publicidad

Deja un comentario